Noticias de Argentina

Tema en 'DEFENSA, SEGURIDAD e INDUSTRIA' iniciado por MarioAr, 12 Sep 2013.

  1. COMPASS U.M. (Ultimate Moderator)

    Registrado el:
    28 Jun 2013
    Mensajes:
    6.062
    Me Gusta recibidos:
    3.385
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
    Brrrrrrrrrrrrrrrrrr... esto me genera escalofríos :confused:

    O, más bien... escaloflíos :cool:
  2. stalder Colaborador

    Registrado el:
    4 Sep 2013
    Mensajes:
    1.302
    Me Gusta recibidos:
    669
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
    Gente
    Segun charlas de pasillo de Ambito se habria caido la venta de los RBS70 ng a nuestro pais como consecuencia del ajuste
    Algun alma caritativa que lo pueda desmentir
    Saludos
  3. Buitreaux Moderador Heuristico

    Registrado el:
    3 Jul 2013
    Mensajes:
    2.508
    Me Gusta recibidos:
    1.720
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Santiago del Estero, Argentina
    País:
    Argentina
    Te la hago clara: Trump los esta puteando malamente a los OTAN por no cumplir con el 2% PBI en defensa. Aqui ajustan mas, teniendo el gasto historico mas bajo que nunca. ¿Se entiende? El gobierno de Argentina no es serio.
    A CirculodeMohr y stalder les gusta esto.
  4. CirculodeMohr Forista Nuevo

    Registrado el:
    9 Feb 2017
    Mensajes:
    34
    Me Gusta recibidos:
    30
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Ciudad de Benavidez (Tigre)
    País:
    Argentina

    Concuerdo. Este gobierno no es serio, y el que vendrá, tampoco... y el que sigue tampoco y así hasta que demos de baja a las FF.AA.
  5. stalder Colaborador

    Registrado el:
    4 Sep 2013
    Mensajes:
    1.302
    Me Gusta recibidos:
    669
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
    Opinión: La Argentina no es la Argentina sin poder militar
    A pesar de la poca probabilidad de un conflicto interestatal en el corto plazo, la dirigencia debe considerar a la Defensa como una inversión, y no como un gasto. Por Horacio Sánchez Mariño y Eduardo Gassino*
    14 de julio de 2018

    El Ejército, durante un ejercicio de ataque y conquista de objetivo. Foto: Archivo DEF.
    Desde hace décadas, se viene escuchando que no se cierne ninguna amenaza militar sobre la Argentina. Entonces, ¿para qué tener fuerzas armadas? Esta es la gran pregunta en el debate político militar. La afirmación sobre la ausencia de amenazas es muy discutible; sin embargo, tomándola como cierta, la respuesta es simple: las Fuerzas Armadas deben asegurar la proyección del poder del Estado hasta el último rincón de aquellos espacios que reclama como suyos. En otras palabras, deben asegurar la integridad territorial y los intereses vitales inherentes a la existencia misma del Estado.


    Para comprenderlo, es esencial ampliar el horizonte temporal sobre la evolución de las fronteras, tanto hacia el pasado como hacia el futuro. ¿Qué edad tienen las fronteras nacionales tal como las conocemos? Podríamos remontarnos a 1902, con la firma del Tratado de Límites con Chile, sin contar los "retoques" que casi nos llevan a una guerra en 1978 por el tema del Beagle. Luego, la visión de un estadista que firmó el Tratado de Paz y Amistad con el país hermano ocluyó las posibilidades bélicas. Sin embargo, ¿cómo evolucionaron las fronteras de los países europeos en los últimos ciento cincuenta años? Alemania se unificó después de la guerra franco-prusiana en 1870 y se dividió al final de la Segunda Guerra Mundial. En 1990, se unificó nuevamente. Yugoslavia estalló con la tercera guerra de los Balcanes, Georgia perdió Osetia del Sur y Ucrania perdió Crimea recientemente.


    Así como el lenguaje es susceptible de interpretarse de manera diferente con el paso del tiempo, los tratados de límites también. Los límites son una convención que está muy lejos de ser pétrea, sobre todo cuando impera la debilidad en los Estados. Polonia es el caso citado habitualmente, si recordamos al pasar que su decisión de no modernizar sus fuerzas armadas facilitó a Hitler la decisión de invadirla. El resultado es conocido.
    Si extendemos la mirada hacia el futuro, nos preguntamos si alguien puede asegurar que los límites de la República Argentina serán los mismos dentro de cien años. Una respuesta positiva solo podría fundamentarse en la voluntad de sostener estos límites, si el Estado dispone de la última ratio, esto es, fuerzas armadas equipadas y educadas para cumplir con su misión.

    La reconstrucción del sistema de defensa argentino, una deuda pendiente. Foto: Archivo DEF.
    Muchos toman como un cliché la importancia de las riquezas naturales de nuestro país en un mundo donde las variables del crecimiento demográfico, así como la demanda de alimentos, de energía y de recursos estratégicos son crecientes. Al mismo tiempo, la dispersión no controlada de armas convencionales y no convencionales, el incremento de organizaciones criminales transnacionales y el cambio climático, entre otras circunstancias, acrecientan la entropía estratégica en el planeta.


    Esta entropía se ve dinamizada por la actual configuración del mundo, en la que se vislumbra una especie nueva de guerra fría y un recrudecimiento de la amenaza bélica entre las grandes potencias. Quienes conducen la defensa deberían tomar nota de este cliché porque cabe preguntarse si tenemos una política de defensa que garantice nuestra integridad territorial a largo plazo.


    Desde hace varias décadas, las únicas políticas de Estado que se mantuvieron en materia de defensa fueron el juzgamiento de los militares por los hechos de violencia de la década del setenta, el control civil de las fuerzas armadas y la reducción presupuestaria. El juzgamiento se concentró en las fuerzas del Estado y desvió la mirada de quienes provocaron la guerra revolucionaria. El control civil es un principio fundamental del funcionamiento democrático, pero fue utilizado para humillar a los militares y para ajustar la tercera política, la reducción presupuestaria, hasta los límites de la inanición.



    UNA MIRADA ESTRATÉGICA


    Algunos académicos desprecian la estrategia, aunque nunca han conocido el objeto de estudio que investigan: las Fuerzas Armadas. Sus parámetros científicos están obnubilados por la ideología. La mayoría de las veces estos académicos pertenecen a organizaciones financiadas por empresas e instituciones extranjeras cuyos intereses no coinciden con los del país. Existe también una red de becas y subsidios académicos que otorgan prestigio y permiten un buen estándar de vida a quienes se dedican a predicar contra las Fuerzas Armadas. Hay que aceptarlo, es un país libre, pero los funcionarios responsables de la Defensa deben tomar conciencia de estas realidades.
    Una rápida mirada sobre la Argentina nos permite ver tres países: al norte, un país pobre; en el centro, un país rico; y al sur, un país continental y marítimo vacío.Enclavada en nuestra plataforma continental, una potencia extranjera refuerza permanentemente su poder militar. La proyección de ese territorio apunta a la Antártida, y vale recordar que varios sectores del continente blanco pretendidos por otras naciones se superponen con los
    reclamados por nuestro país.


    El norte del país se encuentra en una situación de subdesarrollo insostenible, con evidencias claras de una progresiva transformación en un enclave territorial del narcotráfico y el crimen organizado. Estos poderes criminales no reconocen fronteras ni soberanías de Estados
    nacionales, provinciales o municipales. La droga en nuestra frontera norte está fagocitando a nuestras provincias. ¿Cuánto tiempo pasará hasta que el inmenso poder del dinero narco se transforme en la principal fuente de recursos para una población empobrecida, sin proyectos ni voluntad por parte de los Estados provinciales y del Estado nacional de defenderla e incluirla en el desarrollo?


    Enclavada en nuestra plataforma continental, una potencia extranjera refuerza permanentemente su poder militar​


    Obviamente, el poder narco no se detiene allí, ya que el consumo local y la distribución hacia otros mercados mundiales se producen en las grandes ciudades. Lo afirmamos sin eufemismos: la Argentina es "un plato para devorar". Es estratégicamente débil, con valiosos recursos, pero carente de un proyecto de país que incluya una política de Estado en materia de defensa. Se acabaron los clichés.


    La dirigencia política apuesta al crecimiento y desarrollo porque está convencida de que la Argentina atraerá inversiones e irá licuando el déficit fiscal que desequilibra todas las variables de la macroeconomía. Lo que no se tiene en cuenta es que defensa, seguridad y desarrollo están íntimamente relacionados. La capacidad de la defensa incrementa la seguridad del Estado y lo fortalece como actor estratégico, otorgándole mayor libertad y confiabilidad internacional para promover el desarrollo humano.


    Al observar las democracias fuertes en el mundo (Estados Unidos, Francia, Alemania, Gran Bretaña, Canadá, Australia, etc.), se advierte que sus sistemas de defensa son fuertes. Democracia sin defensa es un contrasentido, y de allí se desprende la necesidad de un Estado seguro y fuerte. El rol que cumple el sistema de defensa en esa solidez estratégica no parece entrar en el radar de la política nacional. Es tal el nivel de desconocimiento, ideologización y visión cortoplacista que nadie parece saber qué hacer con las Fuerzas Armadas.

    Un soldado equipado con visor nocturno monta guardia bajo el cielo de la Patagonia. Foto: Archivo DEF.
    Es fundamental revertir el proceso de brutal e irresponsable deterioro de la capacidad de defensa del país.El Reino Unido, por ejemplo, por la sola presencia de los familiares de soldados caídos, incrementó sus capacidades militares en las islas. Nosotros perdimos un submarino y la reacción del Estado fue asignar a las Fuerzas Armadas uno de los presupuestos más bajos de la historia en términos de porcentaje del PBI. ¿Disciplina fiscal o negligencia en el cumplimiento de los deberes públicos? No es un cliché recordar que el gobierno anterior terminó su mandato con una acusación de traición a la Patria, que ya ha llevado a algunos de sus responsables a la cárcel.
    El resto de los países de la Región (Chile, Brasil, Perú, Colombia) se encuentran en procesos de modernización y reequipamiento de sus fuerzas armadas, pero aquí los profetas antimilitares sostienen que actualizar nuestro sistema de defensa o hablar del equilibrio estratégico es hablar de "carrera armamentista". El cambio de gobierno no da muestras claras de haberse desembarazado de los terribles preceptos ideológicos que destruyeron las capacidades militares. Los comisarios políticos siguen ejerciendo su infausta tarea de debilitar el poder de la Nación.
    Es fundamental revertir el proceso de brutal e irresponsable deterioro de la capacidad de defensa del país​
    Las Fuerzas Armadas tienen más de doscientos años de historia –la edad de la Argentina– y han sido protagonistas del esfuerzo que significó organizar y consolidar el Estado argentino. Quienes conducen el Estado le deben respeto a la historia grande de la Nación y deben ser leales a quienes dieron su vida y su sangre para que fuéramos libres y soberanos.


    POLÍTICA DE ESTADO


    Comprendemos las limitaciones y los problemas económicos del país, pero ¿es aceptable que la desinversión en nuestro sistema de defensa se mantenga durante más de tres décadas? Esto ha permanecido inalterable en todas las administraciones. Esto solo puede definirse como la antipolítica de defensa. La responsabilidad no es de un gobierno sino de todos, de una clase dirigente en la que incluimos a las propias Fuerzas Armadas.
    Si bien un conflicto interestatal es poco probable en el corto plazo, ¿lo es en el largo plazo? ¿Quién lo puede asegurar? A muchos les resulta repugnante la idea de una guerra y de armarse para defender lo nuestro. Esta convicción es el mayor de los desarmes, un desarme moral, una ética decadente y basada en un pacifismo malintencionado e ingenuo.
    No agitamos el fantasma de la guerra. Ese fantasma recorre el mundo. Quienes escribimos este texto hemos conocido la guerra y sus terribles consecuencias. Y es porque la sufrimos por lo que estamos convencidos del significado de la máxima "si quieres la paz, prepárate para la guerra". No basta con la decisión unilateral de evitar el uso de la violencia armada. En este mundo caótico, bélico y peligroso, esta decisión lo único que hace es poner en peligro a nuestra gente, nuestros recursos, nuestra libertad.
    Ante la historia, corremos el riesgo de ser una generación que traicionó los intereses esenciales de la Nación expresados en nuestra Constitución Nacional, riesgo que afecta especialmente a quienes tienen la responsabilidad de conducir los destinos de la República.

    Las democracias avanzadas del mundo tienen sistemas de defensa fuertes. Foto: Archivo DEF.
    La Defensa es una inversión, no un gasto. No se la puede improvisar con un par de buenas cosechas.Remontar un sistema de defensa que garantice a largo plazo la supervivencia de la Nación exige un gran esfuerzo, y es preciso comenzar hoy. ¿Se tiene conciencia de las energías materiales y espirituales que deben ponerse en juego para tener fuerzas armadas eficientes, con una doctrina moderna y capaces de interoperar con otros Estados?
    Se pregona que las Fuerzas Armadas deben ser una "herramienta de la política exterior". En las democracias reales, esta herramienta se adecua a las exigencias del mundo actual, pero ¿estamos en condiciones de serlo? La respuesta es no. Solo con un importante apoyo de las Naciones Unidas o de una gran potencia, podríamos desplegar y sostener una misión en el exterior. Comparemos esto con la decisión europea de desarrollar la PESCO (Permanent Structured Cooperation), una reformulación de la iniciativa de defensa europea, más allá de la OTAN.
    Cerramos este artículo con una opinión personal que debería debatirse en las áreas de poder con responsabilidad sobre la Defensa. La tarea de reconstrucción de nuestro sistema de defensa debe ser una política de Estado, que debe comenzar por definir con claridad los desafíos estratégicos que involucran a la Defensa, los que, a nuestro entender, son los siguientes:
    1. Garantizar el dominio de los espacios territoriales nacionales soberanos.
    2. Fortalecer la seguridad y la libertad de acción del Estado en la promoción de políticas de integración y promoción del desarrollo humano.
    3. Contribuir al mantenimiento de la paz interior.
    4. Fortalecer la posición argentina en cuanto a sus pretensiones sobre la Antártida.
    5. Asegurar la inviolabilidad de las fronteras nacionales, particularmente, la frontera norte.
    6. Garantizar la preservación y exclusiva explotación de los recursos naturales y estratégicos por parte del Estado argentino.
    7. Fortalecer el control y la capacidad disuasiva en la Patagonia y el Atlántico Sur.
    Charles de Gaulle sostuvo que Francia no era Francia sin grandeza. La grandeur nunca dejó de definir el destino del país galo. Sin pretensión alguna, decimos: la Argentina no es la Argentina sin poder militar. Le pese a quien le pese.
    *Los autores son coroneles VGM (R) del Ejército Argentino. Oficiales de Estado Mayor.

    Fuente: https://www.infobae.com/def/defensa...gentina-no-es-la-argentina-sin-poder-militar/
    A Diego Ruben y Buitreaux les gusta esto.
  6. Buitreaux Moderador Heuristico

    Registrado el:
    3 Jul 2013
    Mensajes:
    2.508
    Me Gusta recibidos:
    1.720
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Santiago del Estero, Argentina
    País:
    Argentina
    Muy buena editorial.
  7. Berkut Moderador Off Topico

    Registrado el:
    1 Jul 2013
    Mensajes:
    8.647
    Me Gusta recibidos:
    2.933
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Punta Alta, Buenos Aires, Argentina
    País:
    Argentina
    muy sintético....
  8. MarioAr Administrador Temperamental

    Registrado el:
    27 Jun 2013
    Mensajes:
    24.014
    Me Gusta recibidos:
    10.792
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Miami - Fl - U.S.A.
    País:
    Argentina
    Ningun ajuste, Ambito no sabe lo que dice.... Fue por culpa de Aguad y Graciela Villata, solo de ellos, y la mitad del Gabinete los quiere matar...
  9. Guillermo Anguita Forista Nuevo

    Registrado el:
    19 Ago 2017
    Mensajes:
    592
    Me Gusta recibidos:
    125
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
    No se pierde mucho.....adelante
    A cdr1970, Pablo y Diego Ruben les gusta esto.
  10. MarioAr Administrador Temperamental

    Registrado el:
    27 Jun 2013
    Mensajes:
    24.014
    Me Gusta recibidos:
    10.792
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Miami - Fl - U.S.A.
    País:
    Argentina
    Seehh.... pero no le podemos hacer eso a los socios radicales... Pueden mandar a alguien peor.... :nofui:
    A Guillermo Anguita y cdr1970 les gusta esto.
  11. CirculodeMohr Forista Nuevo

    Registrado el:
    9 Feb 2017
    Mensajes:
    34
    Me Gusta recibidos:
    30
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Ciudad de Benavidez (Tigre)
    País:
    Argentina
    Está sonando Sampaoli para el MinDef... :D
    A cdr1970, RUSOHDP y MarioAr les gusta esto.
  12. Ale Forista Nuevo

    Registrado el:
    22 Nov 2015
    Mensajes:
    504
    Me Gusta recibidos:
    134
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
  13. COMPASS U.M. (Ultimate Moderator)

    Registrado el:
    28 Jun 2013
    Mensajes:
    6.062
    Me Gusta recibidos:
    3.385
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
    Bueno señores... es hora de analizar los lineamientos generales, ya que no hay mucho más que eso por el momento, planteados en el discurso presidencial de hoy respecto de las FFAA que se planean de cara al futuro.

    Alguna observación al respecto?
  14. Ale Forista Nuevo

    Registrado el:
    22 Nov 2015
    Mensajes:
    504
    Me Gusta recibidos:
    134
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina

    Creo que el tipo de planteamiento propuesto, al menos lo poco que se dijo, dificultara la adquisición de medios de combate convencionales, muchísimo. Ejemplo, la modernización del TAM...
  15. Buitreaux Moderador Heuristico

    Registrado el:
    3 Jul 2013
    Mensajes:
    2.508
    Me Gusta recibidos:
    1.720
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Santiago del Estero, Argentina
    País:
    Argentina
    La funcion de las FFAA no depende del ejecutivo del momento. Los cambios tienen que pasar por el legislativo. Hasta entonces, desconozco si son aplicables.
  16. COMPASS U.M. (Ultimate Moderator)

    Registrado el:
    28 Jun 2013
    Mensajes:
    6.062
    Me Gusta recibidos:
    3.385
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
    Para cuando el FBI criollo?

    Eso no sería un gran elemento que contribuya con la lucha contra los delitos complejos y transnacionales, dejando a GN y otras fuerzas como guardianes de las fronteras, como debe ser?

    Lo mismo para las FFAA; supongamos que, de aquí a los próximos 20 años, las mayores amenazas sean el delito transnacional y el terrorismo; supongamos también entonces que nuestro aparato de defensa va a tener 2 únicas funciones: cooperar en las misiones de paz internacionales y mantener un mínimo de capacidad de respuesta ante las amenazas "tradicionales" de ser atacados por una poencia extranjera, ok... nos sentimos seguros en nuestro alejado rincón del planeta; ergo: FFAA eficaces pero pequeñas y sin capacidad de grandes esfuerzos bélicos... y encima van a tener que ser "auxiliares" de las FFSS en la lucha contra amenazas para las que no están preparadas?

    Una de dos: o nos concentramos en crear fuerzas de seguridad acordes con las amenazas no militares, como las mencionadas anteriormente, y potenciamos las existentes para conjurarlas eficazmente, dejando unas FFAA mínimas indispensables para ser consideradas viables y creíbles o cubrimos con ellas todos los huecos por donde el delito se cuela en nuestro territorio y nuestra sociedad, simplemente como un parche bastante inútil, como parece que podría ser este caso.

    El hecho de tener que dedicar un porcentaje constante de sus capacidades, material y personal a tareas de seguridad -así sean meramente "logísticas"- implica que, en igual medida, nuestras FFAA van a dejar pendientes parte de las tareas que les son propias, exclusivas y excluyentes; entonces hay que pensar en que nuestras FFAA van a tener que ser más numerosas que lo que sus mínimas capacidades previsibles demanden; de no ser así, no van a ser suficientes para cumplir con sus tareas, mientras sus integrantes se dedican a otras para las que no fueron preparados; el peor escenario posible.

    Esperemos que se encamine todo esto hacia algo sensato y consistente.
  17. RUSOHDP Forista Destacado

    Registrado el:
    4 Mar 2014
    Mensajes:
    849
    Me Gusta recibidos:
    834
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    General Belgrano, Buenos Aires
    País:
    Argentina


    El FBI Criollo se puso en marcha hace un año y medio.
    Ya van tres tandas de PFA entrenando y perfeccionandose en paises amigos.

    Saludos.
    A Guillermo Anguita le gusta esto.
  18. Ale Forista Nuevo

    Registrado el:
    22 Nov 2015
    Mensajes:
    504
    Me Gusta recibidos:
    134
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
  19. stalder Colaborador

    Registrado el:
    4 Sep 2013
    Mensajes:
    1.302
    Me Gusta recibidos:
    669
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina
    Hay que ver
    Martinez arreglo chamical para los uav.
    Aguad dice que solo se compraran uav qur no se necesitan interceptores en la RA
    Dios.
    Mario
    Hay posibilidades de arreglar la caida de la operacion de los rbs70
  20. COMPASS U.M. (Ultimate Moderator)

    Registrado el:
    28 Jun 2013
    Mensajes:
    6.062
    Me Gusta recibidos:
    3.385
    Género:
    Masculino
    País:
    Argentina


    Mi pregunta era más bien retórica; vista la tendencia de utilizar las FFAA en seguridad interior, pareciera que no hubiese otra solución; lo que se necesita es inteligencia y una fuerza profesional capaz de recolectarla y actuar inteligentemente para lograr el máximo resultado contra las amenazas no militares pero sí muy organizadas; el hecho es que sólo parece que es llevar infantes a la frontera y traer gendarmes a hacer de policía en una cadena de eslabones débiles: el EA hace de "apoyo logístico" a la GN que, a su vez, hace de "apoyo logístico" a las policías provinciales y federal, ya que las policías locales no son el "apoyo logístico" que se esperaba de ellas cuando se crearon; no se aspira a la suficiencia de medios y personal para que cada organnización funcione y cumpla con lo que se espera de ella sino que se emparchen mutuamente.

    Si la solución a todos nuestros males son la GN y PNA, ya que tienen la aprobación social y la jurisdicción para actuar en seguridad interior, que incorporen más efectivos y se creen unidades específicas para hacer tareas "policiales" sin descuidar las fronteras y dejando a las FFAA para lo que deben estar.
    A CirculodeMohr le gusta esto.
  21. Buitreaux Moderador Heuristico

    Registrado el:
    3 Jul 2013
    Mensajes:
    2.508
    Me Gusta recibidos:
    1.720
    Género:
    Masculino
    Ubicación:
    Santiago del Estero, Argentina
    País:
    Argentina
    Ya esta el boletin oficial

    https://www.boletinoficial.gob.ar/#!DetalleNorma/188532/20180724

    DEFENSA NACIONAL
    Decreto 683/2018
    DECTO-2018-683-APN-PTE - Modificación. Decreto N° 727/2006.
    Ciudad de Buenos Aires, 23/07/2018
    VISTO las Leyes Nros. 23.554, 24.059, 24.948 y 25.520 y los Decretos Nros. 727 del 12 de junio de 2006 y 1691 del 22 de noviembre de 2006, y
    CONSIDERANDO:
    Que la Ley N° 23.554 de Defensa Nacional regula una obligación esencial e indelegable del Estado, donde deben converger todos los esfuerzos necesarios para preservar los intereses vitales de la República.
    Que tanto el Sistema de Defensa como su Instrumento Militar se justifican a partir de la existencia misma del Estado y no de la definición de determinado escenario temporal y sus correspondientes amenazas, y que su esencia se relaciona con el eventual ejercicio del monopolio de la fuerza para la resolución del conflicto en toda su gama, desde la crisis hasta la guerra o el conflicto armado internacional, según lo disponga el PODER EJECUTIVO NACIONAL.
    Que es responsabilidad política establecer los parámetros y criterios a tener en cuenta para la misión, organización y funcionamiento del Sistema de Defensa en general y, en particular, de las FUERZAS ARMADAS para que se constituyan en un instrumento de disuasión real, de acuerdo con la percepción de amenazas a los intereses de la Nación y sus correspondientes riesgos presentes y futuros.
    Que la disuasión es una de las formas a través de las cuales actúa y se expresa la Defensa Nacional.
    Que la Ley de Defensa Nacional expresa claramente en su artículo 2° que aquella “...es la integración y la acción coordinada de todas las fuerzas de la Nación para la solución de aquellos conflictos que requieran el empleo de las Fuerzas Armadas, en forma disuasiva o efectiva, para enfrentar las agresiones de origen externo”.
    Que este tipo de agresiones no solo son de carácter estatal militar, sino que en ocasiones se manifiestan de otras formas que, sin dejar de tener su origen en el exterior, se desarrollan en nuestro territorio y/o tienen efectos en él, afectando intereses que la Defensa Nacional puede y debe contribuir a preservar.
    Que como consecuencia de la evolución del entorno de Seguridad y Defensa resulta necesario establecer roles y funciones que deben asumir cada una de las instancias que la componen para que contribuyan al eficiente uso de los recursos del ESTADO NACIONAL.
    Que la Ley N° 24.948 establece como principio fundamental de la restructuración de las FUERZAS ARMADAS la prioridad al accionar conjunto y a la integración operativa de las fuerzas, así como con las fuerzas de seguridad en sus funciones de apoyo y con fuerzas del ámbito regional y las de los países que integren contingentes de paz por mandato de las Naciones Unidas.
    Que la necesidad de modificar la reglamentación existente de la Ley de la Defensa Nacional surge a las claras desde el mismo momento en que se observa que por un exceso reglamentario al momento de la determinación de los pormenores y detalles necesarios para la aplicación de la legislación existente, no resulta adecuado restringir las potencialidades para la Defensa Nacional.
    Que, no obstante ello, esto no implica clausurar los límites existentes entre los ámbitos adjudicados por el ordenamiento jurídico a la competencia de la Defensa Nacional y a la Seguridad Interior.
    Que, en consecuencia, se trata de determinar las competencias de cada uno de esos sectores a los efectos de asegurar la protección de la soberanía e independencia de la NACIÓN ARGENTINA, su integridad territorial, sus recursos naturales, su capacidad de autodeterminación y la protección de la vida, la libertad y los derechos humanos de sus habitantes.
    Que por tanto resulta menester entender como agresión de origen externo, en los términos previstos por la Ley de Defensa Nacional, el uso de la fuerza armada contra la soberanía, la integridad territorial o la independencia política de nuestro país, o en cualquier otra forma que sea incompatible con la Carta de las Naciones Unidas.
    Que sin perjuicio de ello, toda actuación de las FUERZAS ARMADAS, deberá ser efectuada de conformidad a las previsiones de la Ley N° 23.554, con las limitaciones previstas en las Leyes N° 24.059 y N° 25.520.
    Que, por otra parte, el artículo 31 de la Ley N° 23.554 establece que los integrantes del Sistema de Defensa Nacional identificados en el artículo 9 inciso g) de la citada Ley, desarrollarán el debido y permanente control y vigilancia de los objetivos estratégicos para la Defensa Nacional.
    Que, en virtud de las diversas modificaciones normativas, la GENDARMERÍA NACIONAL y la PREFECTURA NAVAL ARGENTINA no dependen orgánica y funcionalmente del MINISTERIO DE DEFENSA.
    Que, en este marco, resulta necesario aclarar que la protección de aquellos objetivos estratégicos para la defensa Nacional será llevada a cabo por los integrantes del Sistema de la Defensa Nacional identificados en los incisos f) y g) del artículo 9° de la citada Ley N° 23.554.
    Que, finalmente, como consecuencia de la presente reforma a la reglamentación existente de la Ley de Defensa Nacional resulta menester derogar la Directiva Sobre Organización y Funcionamiento de las Fuerzas Armadas aprobada por el Decreto N° 1691 del 22 de noviembre de 2006.
    Que han tomado la intervención de su competencia la DIRECCIÓN GENERAL DE ASUNTOS JURÍDICOS del MINISTERIO DE DEFENSA y la DIRECCIÓN GENERAL DE ASUNTOS JURÍDICOS del MINISTERIO DE SEGURIDAD.
    Que la presente medida se dicta en uso de las facultades previstas en el artículo 99, inciso 2, de la CONSTITUCIÓN NACIONAL.
    Por ello,
    EL PRESIDENTE DE LA NACIÓN ARGENTINA
    DECRETA:
    ARTÍCULO 1°.- Sustitúyese el artículo 1° del Decreto N° 727/06 por el siguiente:
    “ARTÍCULO 1°.- Las Fuerzas Armadas, instrumento militar de la defensa nacional, serán empleadas en forma disuasiva o efectiva ante agresiones de origen externo contra la soberanía, la integridad territorial o la independencia política de la REPÚBLICA ARGENTINA; la vida y la libertad de sus habitantes, o ante cualquier otra forma de agresión externa que sea incompatible con la Carta de las Naciones Unidas.
    El cumplimiento de esta misión primaria no afecta lo dispuesto en la Ley N° 24.059 de Seguridad Interior y en la Ley Nº 24.948 de Reestructuración de las Fuerzas Armadas, en lo concerniente a los escenarios en los que se prevé el empleo del instrumento militar y a las disposiciones que definen el alcance de dicha intervención en Operaciones de Apoyo a la Seguridad Interior.”
    ARTÍCULO 2°. - Sustitúyese el artículo 3° del Decreto N° 727/06 por el siguiente:
    “ARTÍCULO 3°.- Las Fuerzas Armadas enmarcarán su planeamiento y empleo en los siguientes tipos de operaciones: Operaciones en Defensa de los intereses vitales de la Nación; Operaciones dispuestas en el Marco de la ORGANIZACIÓN DE LAS NACIONES UNIDAS (O.N.U.) u otros organismos internacionales; Operaciones encuadradas en la Ley N° 24.059 y Operaciones en Apoyo a la Comunidad Nacional e Internacional. A tales efectos, ajustarán su formulación doctrinaria, planificación y adiestramiento, en la previsión de las adquisiciones de equipos y/o medios de conformidad a las previsiones de la Ley N° 23.554, con las limitaciones previstas en las Leyes N° 24.059 y N° 25.520”.
    En el caso de las misiones establecidas en la Ley N° 24.059, el MINISTERIO DE DEFENSA considerará como criterio para las previsiones estratégicas, la organización, el equipamiento, la doctrina y el adiestramiento de las FUERZAS ARMADAS, a la integración operativa de sus funciones de apoyo logístico con las FUERZAS DE SEGURIDAD.”
    ARTÍCULO 3°. - Sustitúyese el artículo 23 del Decreto N° 727/06 por el siguiente:
    “ARTÍCULO 23.- El EJÉRCITO ARGENTINO, la ARMADA DE LA REPÚBLICA ARGENTINA y la FUERZA AÉREA ARGENTINA conforman el Instrumento Militar de la Defensa Nacional; el cual deberá concebirse como una única instancia integradora de las formas y modalidades de acción propias de cada una de esas Fuerzas.
    La misión primaria fundamental del Instrumento Militar consiste en asegurar la defensa nacional ante situaciones de agresión externa.”
    ARTÍCULO 4°. - Sustitúyese el artículo 24 del Decreto N° 727/06 por el siguiente:
    “ARTÍCULO 24.- Las Fuerzas que conforman el Instrumento Militar tendrán por misión alistar, adiestrar y sostener los medios puestos a su disposición, como así también aquellas funciones y responsabilidades asignadas por la normativa vigente, a los efectos de garantizar su eficaz empleo en el marco del planeamiento militar.”
    ARTÍCULO 5°. - Incorpórase como artículo 24 bis del Decreto N° 727/06 el siguiente:
    “ARTÍCULO 24 bis.- El Sistema de Defensa Nacional ejercerá la custodia de los objetivos estratégicos referidos por el artículo 31 de la Ley N° 23.554, a través de los integrantes identificados en los incisos f) y g) del artículo 9° de la citada Ley.”
    ARTÍCULO 6°.- Derógase el Decreto N° 1691 del 22 de noviembre de 2006.
    ARTÍCULO 7°.- Comuníquese, publíquese, dése a la DIRECCIÓN NACIONAL DEL REGISTRO OFICIAL y archívese. MACRI - Marcos Peña - Oscar Raúl Aguad
    e. 24/07/2018 N° 53292/18 v. 24/07/2018

    Fecha de publicación 24/07/2018
    A Durso le gusta esto.

Compartir esta página